A bote pronto

Son noticia el Barça de Setién, el Getafe de Bordalás y el City de Guardiola

A la hora de la siesta, el Barça recibe en el Camp Nou al Getafe, pero no podrá relajarse en absoluto. Para los blaugranas, cada partido es una final que debe jugarse sin tregua para asegurar los tres puntos en juego.

El cartel fija una gran diferencia, pero es engañosa en tiempo presente. La realidad nos indica que el encuentro lo disputan el segundo contra tercero de LaLiga y que el equipo sureño de Madrid juega muy bien al fútbol y está clasificado para jugar los dieciseisavos de final de la Europa League con el todopoderoso Ajax de Amsterdam, que el curso pasado eliminó al Real Madrid dando una lección magistral en el mismo estadio Santiago Bernabéu.

Como hemos venido explicando estos días, el FC Barcelona jugará corto de efectivos, lo cual no es novedad y será una constante para el resto de temporada, que deberá completar las convocatorias con jugadores del filial. Al habitual Ansu Fati, que aún no ha tenido ocasión de debutar con el Barça B, se suman, en esta ocasión, Araujo y “el Rey” Manaj.

En el caso del central es para cubrir la baja del sancionado Lenglet y el albanés como una alternativa arriba. Extraño viraje del Barça que vende al Braga portugués al valenciano Abel Ruiz y ficha del Albacete a este jugador corpulento de 22 años y 191 centímetros. En su currículo consta que jugó – poco – en el Granada cedido por el Inter, que lo transfirió por dos millones de euros al equipo manchego donde tampoco aseguró plaza de titular. Con tan escuálido bagaje viene a conquistar el Camp Nou

En la alineación de Setién solo bailan dos piezas en la derecha, el lateral y el medio, con cuatro aspirantes: Semedo, Sergi Roberto, Arturo Vidal y Rakitic. Esta vez, Riqui Puig no ha sido reclamado.

Toca que el FC Barcelona confirme el tono de mejora, aparque las dudas y pueda ofrecer un partido completo. Solo puede ser así si imprimen a su juego una intensidad alta.

Tres partidos oficiales sin marcar son muchos minutos para Leo Messi. Le toca cambiarse el traje de asistente por el de finalizador.

El Manchester City sancionado por la UEFA con dos años sin participar

Ha sido la noticia bomba de la tarde del viernes, que llega pocas fechas antes de que se reanude la Champions League. en octavos de final con un atractivo Real Madrid – Manchester City. No queda claro que esta información llegue ahora circunstancialmente o haya habido intereses desestabilizadores de quienes tengan poder para mover los hilos. 

El Manchester City se declara «decepcionado, pero no sorprendido» y acudirá al Tribunal de Arbitraje Deportivo – TAS -, en busca de una equidad dirimida en un juicio imparcial. Esta sanción ha sido iniciada, procesada y juzgada exclusivamente por la UEFA. Aparte, estas “graves infracciones” han sido penalizadas con una multa extravagante de 30 millones de euros.

La Cámara de Adjudicaciones de la UEFA acusa a los marcunianos del City de cometer “graves infracciones en las regulaciones de licencias de la UEFA y en las regulaciones relativas al ‘fair play’ financiero, al exagerar su beneficio de patrocinadores en las informaciones transmitidas a la UEFA entre 2012 y 2016″. 

En el año 2011, el organismo europeo dio un paso adelante, interviniendo a través de la legislación, restringiendo la inversión sin límites de los dueños de los clubes, aquellos que disponen de una mayoría accionarial. La medida es plausible, siempre que se establezca con luz y taquígrafos, que eviten la sospecha de trato de favor.

Los llamados Club-Estado, como fórmula de expresión elocuente, perjudican la igualdad de las competiciones. O así piensa nuestra pluma.

Facebook: Barça universal

Twitter: @albertgilper

www.planetaDeporte.es