A bote pronto

Fútbol, fútbol y más fútbol

La tarde del viernes vino marcada por la confirmación de la eliminación del Real Madrid en la Liga Endesa de baloncesto. Desde el año 2008 siempre había estado en las semifinales; esta vez, no será así porque el Valencia y el Andorra le han barrado el paso. Jugarán Valencia y Baskonia, de una parte y Barça y Burgos, por la otra, que fijarán los dos finalistas.

La avidez por la ausencia del fútbol en tres meses y sin la mayoría de actividades deportivas tampoco, se están colmando estos días con un calendario vertiginoso en la que se suceden las jornadas sin pausa para el análisis de lo recién acontecido porque el foco ya queda en la inminencia de la próxima contienda.

Ayer viernes, abrieron el fuego de la trigésimo segunda jornada,  Sevilla y Valladolid, el primero para afianzarse en el tercer puesto clasificatorio y los castellanos, con un colchón de seguridad de diez puntos, para evitar sorpresas imprevistas. Al final, un empate de los hispalenses al que llegaron de penalti. Un resultado que infravalora el del mismo signo conseguido por el Barça en ese mismo feudo en la jornada trigésima.

Cada vez está más definida la cola de la clasificación, donde Espanyol, Leganés y Mallorca renuevan su condición de firmes candidatos al descenso. Las mayores emociones se suceden en la parte alta. No está definido el campeón, ni tampoco los clubes que tendrá plaza europea. 

Los dos aspirantes al título viajan. El FC Barcelona jugará este sábado en Vigo ante el Celta, que ha cobrado el pulso y con sus dos victorias consecutivas, que incluye la goleada de LaLiga (6-0 al Alavés) ha puesto tierra de por medio, alejándose nueve puntos de la zona más caliente.  

En este ambiente de ánimo recuperado, renuevan en el equipo vigués Miñambres, como secretario técnico y el entrenador Òscar García. Esta superación celeste ha coincidido con el buen momento de juego de Rafinha, Iago Aspas y Denis Suárez

El Barça viaja a Galicia, que se halla en fechas de elecciones políticas a la Presidencia de la Xunta, con 23 futbolistas, ocho de los cuales tienen ficha del filial. A los lesionados Sergi Roberto y De Jong se ha unido la baja del sancionado Busquets. Figura en la relación Arthur Melo que al siguiente día viajará a Turín para pasar la revisión médica previa al fichaje por la Juventus.

Para seguir opositando al título y para que el entrenador recupere parte de la credibilidad perdida, el FC Barcelona necesita ganar en el estadio de Balaídos y llevar la presión al Real Madrid que se enfrentará el domingo al colista Espanyol, en un terreno que acostumbra a ganar e, incluso, golear. 

A Quique Setién se le insta a que otorgue titularidad a los canteranos Riqui Puig y Ansu Fati y todo hace prever que al menos el interior sea el designado para su primera titularidad. Un “once” que observará muchas repeticiones de cromos por las urgencias recabadas. O así piensa nuestra pluma.

Twitter: @albertgilper

Facebook: Barça universal 

www.planetaDeporte.es