A bote pronto

Leo Messi, Zidane y Ansu Fati, los nombres del día

Estamos en los albores del curso, lo cual no será óbice para una cercana segunda interrupción de los calendarios de clubes, consecuencia de una segunda jornada FIFA y que obliga a constreñir fechas, utilizando días laborables para los campeonatos domésticos. Será el caso de la jornada sexta de LaLiga, a disputar la semana entrante, de martes a jueves para atender los derechos televisivos.

Esos mismos derechos que se aplican a favor de Mediapro para no autorizar la retransmisión este fin de semana del Barça-Atlético de la Liga femenina Endesa. Barça TV tiene los derechos de retransmisión de los partidos del FC Barcelona, en tanto que Mediapro los tiene del Atlético. Como medida cautelar, el juez ha decretado la prohibición de las cámaras. Sobre los derechos de los telespectadores, ni “mu”.

Para preservar estos derechos hubiera que haber declarado el partido de “interés general”, en el mismo concepto que el entonces vicepresidente del Gobierno del Partido Popular, el muy controvertido Álvarez Cascos, aplicó para imponer su criterio en los “clásicos”, , hasta donde pudo soportar los intereses mercantiles.

Aunque estas confrontaciones femeninas entre blaugranas y rojiblancas de las chicas, están en ciernes de obtener esa graduación, se percibe la amenaza latente de que el alumbramiento retrasado del Real Madrid para la próxima temporada, perjudique el estatus superior de las atléticas ganado en los terrenos de juego.

Será ya en fechas de otoño, con el rigor de una climatología amenazante, que se jugarán los partidos de Laliga de la sexta jornada para perjuicio de la tesorería de los clubes locales que verán mermados sus ingresos de taquillaje.

Este viernes se inició la quinta jornada con el empate a nada de Osasuna y Betis. El plato fuerte de la jornada sabatina se ofrece en Los Cármenes de Granada donde se presenta el FC Barcelona con el debut en esta edición de Leo Messi. Será como en los viejos tiempos, con el cartel de “vendidas todas las localidades”, a pesar de una ampliación exprés de las gradas.

Valverde preserva a Dembélé y sigue confiando en Ansu Fati, quizá hasta que la selección española se lo quite el próximo mes para jugar el campeonato mundial Sub 17, lo cual puede resultar una regresión para el jugador y un perjuicio para el Club. Consecuencia de una nacionalización a la carta, de trámite inauditamente rápido en el Consejo de Ministros y que ofrece muchas lecturas.

La jornada dominical nos brinda un Sevilla – Real Madrid con la fijación puesta en los banquillos. En el local, Julen Lopetegui, el sustituido por Zidane en la casa blanca, con la interferencia de Santiago Solari en primera instancia. Para el francés, será la primera reválida del curso, con la espada de Damocles sobre su cabeza.

Hay muchas críticas desde la prensa afín a Florentino Pérez, lo cual hace pensar que el mandatario pueda haber dado su visto bueno para preparar un proceso de cambio en el que nombres como Raúl González o Xabi Alonso tengan sus opciones.

Lo que es una evidencia es que en la primera temporada de la introducción del videoarbitraje el Real Madrid se quedó sin títulos que llevarse a sus vitrinas. Sin la aplicación del VAR, al Real Madrid, en el Parc des Princes, le hubieran validado dos goles en fuera de juego que, como mínimo, le hubiera ahorrado un resultado de bochorno. O así piensa nuestra pluma.

Facebook: Barça universal

Twitter: @albertgilper

www.planetaDeporte.es