A bote pronto

El FC Barcelona tiró de épica

El FC Barcelona, junto al Dortmund, comanda con cuatro puntos la liguilla de su grupo. Impensable en el descanso del partido frente al Inter, donde habíamos presenciado cuarenta y cinco minutos de agonía blaugrana, ante el equipo lombardo, al cual Antonio Conte está habilitando para las más altas exigencias.

Antes, el juvenil A de Víctor Valdés había sucumbido con estrépito por 0-3 ante los italianos. Más le vale al técnico, con escaso bagaje en esta función, dirigir todos sus esfuerzos en el equipo que entrena y no dispersarse en otras consideraciones y otros aspectos que no atañen a su labor.

Apenas había transcurrido un minuto de juego, cuando una desafortunada acción de Piqué en la medular coge al equipo al traspiés y Lautaro Martínez superaba a Lenglet en el uno contra uno para definir con precisión, con un tiro cruzado inapelable sobre la salida de Ter Stegen. Fue la tarjeta de presentación de un argentino de 22 años que el curso pasado fichó, a un coste de veinticinco millones de euros del Racing de Avellaneda.

Tras un primer año de adaptación al fútbol europeo, Lautaro se está reafirmando como un delantero centro de primer nivel. Llevó de cabeza al eje defensivo local y Ter Stegen evitó que repitiera diana, respondiendo a un gran testarazo con una estirada excepcional para alcanzar un balón cuyo destino del gol parecía irremisible.

El Barça acusó sobremanera el mazazo inicial y el Inter, dirigido diestramente por Sensi y con la velocidad de los puntas, con protagonismo también del viejo ilustre – y reconocido por el Camp NouAlexis Sánchez, acechaban con peligro inminente los aledaños de la meta local. Lenglet y Semedo, por dos veces con sendos bloqueos, desarbolaron acciones muy comprometidas.

En la otra área, solo se registró un cabezazo de Griezmann, a centro de Sergi Roberto, que por elevación no encontró los tres palos. Los barcelonistas parecían un juguete roto, que construían con dificultad y llegaban tarde, sin juego exterior y descompensado por la inadaptación que expresaron Semedo y Griezmann por la banda izquierda.

Como advirtiera Valverde que el inicio del segundo período se desenvolvía por los mismos derroteros, cambió pronto el dibujo dando entrada al infrautilizado Arturo Vidal. Arthur Melo ocupó la posición de Busquets, con De Jong cerca, en tanto que el chileno reforzaba la punta del rombo, por detrás de Luis Suárez.

Acertó de pleno “el txingurri” y fue Vidal quien se vistió de asistente en un centro suave para que, desde la frontal, el uruguayo dibujara una volea excepcional a bote pronto al palo largo ante el cual Handanovic nada pudo hacer.

El gol dio alas a los blaugranas y el escenario cambió radicalmente. Ayudó también la entrada de Dembélé por un Griezmann al que se aplaudió su esfuerzo, pero que recuerda demasiado a Coutinho por su escasa aportación y encaje al equipo.

Messi tomó más la iniciativa y suya fue la magnífica jugada a la que puso colofón el charrúa con su segundo gol. “The Best” dejó atrás a tres contrarios y recortó a Brozovic para ceder por el centro a Luis Suárez que realizó un control orientado que le encaró ante el portero, al que bate con suavidad desviando el balón a su izquierda.

Se había consumado una victoria muy sudada, lo que da cuenta de la dificultad extrema del grupo, con tres serios aspirantes para dos puestos clasificatorios. La victoria del Dortmund al Slavia de Praga a domicilio confirma su candidatura, en tanto que los checos apuntan a hacer bueno el pronóstico que les descarta.

Este Barça tiene demasiadas lagunas, pero tiró de orgullo para alcanzar su tercera victoria consecutiva en una temporada que se advierte muy complicada.

No hay tiempo de descanso y toca preparar la octava jornada de laLiga con el Sevilla de Lopetegui de visitante. Ojo avizor en las tareas defensivas por las ausencias de los lesionados Alba y Junior, del sancionado Lenglet y la baja forma de Sergi Roberto. O así piensa nuestra pluma.

Facebook: Barça universal

Twitter: @albertgilper

www.planetaDeporte.es

 

FC Barcelona 2 Inter 1, protagonistas y goles

FC Barcelona: Ter Stegen, Sergi Roberto, Piqué, Lenglet, Semedo, Busquets (Arturo Vidal, 52′), Arthur, De Jong, Messi, Suárez y Griezmann (Dembélé, 65′)

Inter: Handanovic, Godin, De Vriji, Skiriniar, Candreva (Ambrosio, 70′), Barella, Brozovic, Sensi (Politano, 79′), Asamoah, Alexis Sánchez (Gagliardini, 65′) y Lautaro Martínez.

Goles: 0-1, Lautaro (2′); 1-1, Suárez (58′); 2-1, Suárez (84′).

Árbitro: Damir Skomina (Eslovenia). TA: Griezmann (8′), Piqué (21′), Sergi Roberto (51′), Arturo Vidal (75′) / Barella (5′), Antonio Conte (83′).

Incidencias: Camp Nou, 86.141 espectadores