A bote pronto

El Barça o la ley del mínimo esfuerzo

Por deméritos de otros y tras cumplirse la jornada duodécima, el FC Barcelona se mantiene en el primer puesto de la clasificación de LaLiga. Eso sí, ya compartiendo la misma puntuación con el Real Madrid y la Real Sociedad. Culés y merengues con un partido menos, ya que el “clásico” en el Camp Nou quedó aplazado al 18 de diciembre.

Desde el punto de vista resultadista, se hace difícil combatir argumentos pesimistas porque el equipo está en el puesto soñado por sus aficionados, que ya firmarían el cierre del curso, lo cual supondría elevar el récord de nueve ligas sobre doce. Un 75% de éxito.

Sin embargo, el análisis puntual se efectúa sobre la deficiente formulación del equipo en el campo con unas mediocres contraprestaciones que se advierten insuficientes para alcanzar grandes logros.

En LaLiga a los blaugranas les falta hambre competitiva y en el ámbito europeo le falta conjunción y hechuras de un gran equipo consolidado. De forma más flagrante se advirtió esta jornada en el “Ciutat de València”

Ernesto Valverde vive de las urgencias desde el primer día que aterrizó en tan difícil vestuario. Ha estado cuestionado desde el minuto cero y esta presión ha condicionado sus decisiones, algunas de las cuales son novedosas con relación al currículo deportivo que venía precedido.

Ante la necesidad de resultados en la inmediatez, el entrenador ha ido confiando en los mismos hombres, sin propiciar la competencia en el grupo. No más de quince futbolistas se han repartido el pastel, con nueve de ellos con titularidad asegurada.

En el plano doméstico, con las dos ligas y una Copa del Rey, ha supuesto un éxito, aunque algo disminuido en la valoración pública por la poca competencia ofrecida por los dos equipos puntales de Madrid. Sin embargo, se ha fracasado en Europa en el marco de la Champions League.

Tres resultados foráneos en París, Roma y Liverpool asedian a Valverde y cuestionan su capacitación, si bien la goleada encajada en el Parc des Princes, tuvo réplica mayor en el Camp Nou, con la brillante aportación de Neymar y la contribución del colegiado alemán Deniz Aytekin.

Los equivalentes a los desastres europeos han tenido lugar este inicio de temporada en San Mamés, El Sadar, Nuevo Los Cármenes y Ciutat de València. Partidos cerrados con tres derrotas y un empate tras haber revertido el marcador. Si nos referimos al juego, también podríamos incluir en la lista el estadio del Eden Arena de Praga donde el equipo ganó con una inmensa dosis de fortuna, pero con un comportamiento errático que provocó la queja pública de su guardameta Ter Stegen.

Da que pensar que este tercer año de contrato a Valverde se le va a hacer largo si sigue confiando en los mismos nombres, con más brillo en el apellido que rendimiento en el terreno de juego. La actitud precaria y, para algunos, negligente de algunos futbolistas requieren medidas correctoras.

Da la impresión de que algunos futbolistas andan cortos de preparación física y se contabilizan demasiadas jornadas sin entrenamientos en una discutida concesión de descansos, que incluyen favores y permisos. A la plantilla más onerosa de LaLiga se le debe exigir un comportamiento profesional al mayor nivel, que implica una exigencia en la dedicación y en el compromiso.

Valverde elige sus jugadores y no es casual de que aquellos hombres postergados se correspondan con aquellos que no ha tenido influencia en su incorporación. Los cinco casos más flagrantes son los canteranos Aleñá y Wagué y los fichados Todibo, Junior y Neto, todos ellos con el aval y la toma de decisiones de la secretaría técnica.

Estas desavenencias entre la secretaría técnica y el entrenador suelen ocurrir cuando el técnico no le debe la plaza al director deportivo de turno, al incorporarse éste en el organigrama más tarde. Y ello ha ocurrido en el FC Barcelona con cambios de rumbos constantes desde que el presidente Bartomeu perdiera la confianza en Andoni Zubizarreta tras la derrota en Anoeta. O así piensa nuestra pluma.

Facebook: Barça universal

Twitter: @albertgilper

www.planetaDeporte.es